Home Pagina ECMs actuales Comparta su ECM

Zoe C ECM


 

Descripción de la experiencia

 

A principios de 1998 estaba embarazada de mi hijo menor y durante los primeros seis meses experimenté dificultades como desmayos y sofocos. Tuve continuos chequeos prenatales mensuales y mi obstetra no encontró ninguna anormalidad en mi embarazo. En mi fecha de parto, el 7 de septiembre de 1988, estaba en la sala de partos del hospital y tuve una dilatación muy dolorosa, de más de 7 horas, después se detuvo. En el momento del parto, me conectaron a la máquina de ECG [electrocardiograma] para controlar mi corazón ya que tenía dificultad para respirar debido a la isquemia. [Nota del editor: Término médico para cuando el músculo cardíaco no recibe suficiente oxígeno.]


Cuando los dolores de parto se detuvieron, a pesar de que el bebé estaba en la posición correcta para el nacimiento, se realizó una radiografía que demostró que el bebé estaba en posición invertida. En la tarde del 8 de septiembre, el dolor de parto se reanudó y a las 8:00 de la noche, me llevaron de prisa a la sala de partos donde parí al bebé en 30 minutos. A pesar de la anestesia, escuché a mi obstetra declarar que estaba "sangrando profusamente y necesitaba una transfusión de sangre, la trasladaré a la sala de operaciones para una histerectomía". Un tumor en la parte superior de mi útero no fue detectado durante mi cuidado prenatal. Escuché a mi obstetra y anestesista, ambos cristianos, orar cerca de mis oídos para que yo fuese fuerte y tuviese fe para sobrevivir.

 

Todavía podía oír las oraciones pidiendo la ayuda de Dios, por el bien de mi hijo, a quien todavía no había visto. Pronto, me experimenté rápidamente flotando dentro de un túnel metálico plateado de movimiento rápido y vi una luz muy brillante en el otro extremo del túnel. Cuando salí del túnel, una bata blanca cegadora y brillante me encontró. Al lado, vi a mi padre que murió en 1982, seis años antes. Recuerdo claramente que me estaba sonriendo. Llorando de alegría extrema por ver a mi padre, le pedí que por favor me ayudara a volver y todavía seguía sonriendo. Le imploré 'Dios, por favor, devuélveme, mi hijo me necesita' y de repente escuché una voz estruendosa que decía 'VUELVE'. En una fracción de segundo, me encontré dentro del mismo túnel volviendo a donde estaba.


Supe luego, que después de 10 minutos cuando los doctores me declararon CLÍNICAMENTE MUERTA, estaba milagrosamente viva y luego me trasladaron a la sala de recuperación donde dormí durante cuatro horas. Cuando desperté, mi madre lloraba junto a mi cama. Lo primero que pregunté fue '¿Todavía estoy viva? ¿Los doctores consiguieron sangre para mi transfusión?" Después del alta del hospital, tuve hepatitis A, por lo tanto, no podía cuidar a mi bebé, tenía que ser atendido por mi madre en su casa.


En el segundo mes de edad de mi hijo, mi madre narró que en su siesta de la tarde, soñó que mi padre venía por ella y que estaba a punto de tomar la mano de mi padre cuando escuchó a mi bebé llorar. Le dijo a mi padre que no podía irse con él mientras cuidaba a mi bebé. Además, narró que mi padre respondió: 'ASÍ QUE MI NIETO ESTÁ AQUÍ, CUIDA DE ÉL. LE AYUDE A TRAER A SU MADRE DE REGRESO’.


Al recordar esta experiencia, no pude evitar asombrarme de cómo Dios hace maravillas en nuestra vida. Incluso mi médica, que esperó dos meses después de mi recuperación para explicarme en detalle, lo que realmente ocurrió dentro de la sala de parto y la sala de operaciones. Ella compartió que Dios la usó para realizar un milagro sobre mí. Incluso me sugirió que celebrara el 8 de septiembre como el segundo cumpleaños de mi vida y el cumpleaños de mi hijo.

 

Antecedentes

 

Género: Femenino.

 

Fecha de la ECM: 8/9/1988.

 

Elementos de la ECM

 

En el momento de la experiencia, ¿hubo algún suceso que amenazará su vida? Sí. Parto. Muerte clínica (interrupción de la respiración o función cardíaca o la cerebral). Escuché la declaración de mi médico de que estaba sangrando profusamente después del parto de mi hijo.

 

¿Cómo considera el contenido de su experiencia? Agradable y angustiante.

 

¿Se sintió separado de su cuerpo? Sí. vi a mi madre y a mi hija de seis años arrodillada frente a una gruta de la Madre María, en la entrada del hospital. Ya estaba en mi habitación privada, después de 3 días, cuando mi madre me contó que ella y mi hija estaban pidiendo a la Madre María, por su nacimiento, que me salve. Perdí la conciencia de mi cuerpo.

 

¿Cómo fue su mayor nivel de conciencia y alerta durante la experiencia, comparado con su nivel cotidiano? Más conciencia y alerta de lo habitual.

 

¿En qué momento de la experiencia tuvo su máximo nivel de conciencia y  alerta?  a. Cuando estaba frente a la brillante túnica blanca brillante, suplicando que me devolvieran. b. Cuando lloré al ver a mi padre. c. Cuando escuché una voz estruendosa que decía 'VUELVE'. Vi una resplandeciente túnica blanca brillante, escuchar una voz estruendosa y ver a mi padre muerto no son experiencias cotidianas normales.

 

¿Sus pensamientos se aceleraron? Increíblemente rápido.

 

¿Le parecía el tiempo acelerado o enlentecido? Todo parecía estar sucediendo a la vez; o el tiempo se detuvo o perdió todo significado. Desde las últimas palabras que escuché por las oraciones de los doctores hasta que salí del túnel después de escuchar la estruendosa voz VUELVE, fue tan rápido como si sucediera en un chascar de dedos.

 

¿Sus sentidos eran más intensos de lo habitual? Increíblemente más intensos.

 

Por favor compare su visión durante la experiencia, con la suya cotidiana previa a la experiencia. Apenas podía leer y ver las cosas sin lentes, ya que me habían diagnosticado astigmatismo y un problema de miopía desde que tenía 10 años. Durante la experiencia, no usaba anteojos, ya que no se permitía en los quirófanos y salas de operaciones.

 

Por favor, compare su audición durante la experiencia con la suya cotidiana previa a la experiencia.  Debido al desmayo, hubo momentos en que mi audición no era nítida.

 

¿Parecía estar consciente de cosas que ocurrían en otro lugar? Sí. Y los hechos han sido revisados.

 

La experiencia incluyó:  Túnel

 

¿Pasaste a través de un túnel? . pasé por un túnel metálico plateado de movimiento rápido con un extremo muy iluminado.

 

La experiencia incluyó:  Presencia de fallecidos

 

¿Viste algún ser en la experiencia? Los vi.

¿Encontró o sintió algún ser fallecido (o vivo)? Sí. vi a mi padre, que murió seis años antes (1982) como si estuviera vivo y me sonriera.

 

La experiencia incluyó: Luz no terrestre.

 

¿Viste o te sentiste rodeado de una luz brillante? Una luz claramente de origen místico o de otro mundo.

 

¿Viste una luz sobrenatural? Sí. Era una luz cegadora y dispersa.

 

¿Parecías entrar en un mundo sobrenatural? No.

 

La experiencia incluyó: Fuerte tono emocional

¿Qué emociones sintió durante la experiencia? Emociones mezcladas de miedo, alegría, asombro y paz interior.

 

¿Tuviste sensación de paz o de agrado? Alivio o calma.


¿Tuviste sensación de alegría? Increíble alegría.


¿Sentiste armonía o unidad con el universo? Ya no estaba en conflicto con la naturaleza.


¿De repente parecía entenderlo todo?  Todo
acerca de mí o de otros. Yo, como ser humano, sirvo a un propósito en la tierra dirigido por mi Misionero, Dios. Me sentí reconectada con mi padre.


¿Vinieron a ti escenas de tu pasado?
  No.


¿Te vinieron escenas del futuro?
No.

 

¿Llegaste a un borde o punto de no retorno? Llegué a una barrera que no me permitieron cruzar; o fui enviado de regreso contra mi voluntad. Estaba suplicando frente a la túnica blanca brillante para que me devolviera ya que mi hijo me necesita. Incluso pedí la ayuda de mi padre.

 

Dios, espiritualidad y religión

 

¿Qué importancia le daba a su vida religiosa / espiritual antes de su experiencia? Moderadamente importante para mí

¿Cuál era su religión antes de su experiencia? Cristiano-Protestante. Mi familia y yo asistimos regularmente a los servicios dominicales en una iglesia evangélica.

 

¿Han cambiado tus prácticas religiosas desde tu experiencia? Sí, estoy más convencida de que la vida en la tierra es temporal y que es un lugar donde nos preparamos para una vida en una dimensión superior, lo que seguramente sucederá cuando hayamos completado nuestro propósito en la tierra.

 

¿Qué importancia tiene su vida religiosa / espiritual después de su experiencia? Muy importante para mí.

¿Cuál es tu religión ahora? Cristiano-Protestante.

 

¿Su experiencia incluyó características consistentes con sus creencias terrenales? El contenido era y no consistente con las creencias que tenía en el momento de la experiencia. No podía comprender por qué Dios me separaría de mi familia. No estaba segura de que al morir, seguramente nos reuniremos con los seres queridos fallecidos.

 

¿Han cambiado sus valores y creencias debido a la experiencia? Sí, obtuve la certeza de que la muerte sucede en cualquier momento, que hay vida después de la muerte, que todos tienen una misión en la tierra y que debemos vivir nuestra vida al máximo con nuestros seres queridos. 


 La experiencia incluyó: Presencia de seres no terrestres

 

¿Te pareció encontrar un ser o presencia mística, o escuchar una voz no identificable? Encontré un ser definido, o una voz claramente de origen místico o sobrenatural. Una túnica blanca brillante y una voz estruendosa.

 

¿Viste espíritus de difuntos o religiosos? Los vi.

 

¿Encontró o sintió cualquier ser que vivió en la tierra y cuyo nombre es descrito en religiones (por ejemplo: Jesús, Muhammad, Buda, etc.)? Sí, creo que era Jesús quien usaba la túnica blanca brillante y con voz atronadora.


Durante su experiencia, ¿obtuvo información sobre existencia premortal? Sí. No estaba segura de que cuando alguien muere y va al cielo, seguramente se reencuentre con sus seres queridos fallecidos antes.

 

Durante su experiencia, ¿obtuvo información acerca de la conexión universal o la unidad? Incierto. Mi encuentro cara a cara con Dios manifestado en una túnica blanca brillante y una voz atronadora y haber visto a mi padre con aspecto vivo confirma que, de hecho, hay una conexión o unidad mística universal.

 

¿Qué creías de la existencia de Dios antes de tu experiencia? Dios definitivamente existe.


Durante su experiencia, ¿obtuvo información acerca de la existencia de Dios? Sí, creo que Dios se me manifestó en forma de una túnica blanca brillante y una voz estruendosa.

 

¿Qué crees sobre la existencia de Dios después de tu experiencia? Definitivamente existe.

 

Acerca de nuestra vida terrenal no religiosa

 

Durante su experiencia, ¿obtuvo conocimiento o información especial sobre su propósito? Sí. Comprendí que Dios tiene una misión para mí en la tierra.


¿Creías que nuestras vidas terrenales eran significativas y relevantes antes de tu experiencia? Probablemente eran significativas y relevantes.

 

Durante su experiencia, ¿obtuvo información sobre el significado de la vida? Sí, soy consciente de que todos en la tierra tienen un significado y un propósito.

 

¿Creías en una vida después de la muerte antes de tu experiencia? No estaba seguro si existe una vida después de la muerte.


¿Crees en “la otra vida” tras la experiencia? Definitivamente existe. Sí, cuando vi a mi padre, que parecía estar vivo, creo que hay vida después de la muerte.

 

¿Temías la muerte antes de tu experiencia? Temía mucho a la muerte.

 

¿Temes la muerte después de tu experiencia? Temo ligeramente a la muerte.


¿Estabas temeroso de vivir tu vida antes de tu experiencia? Temía ligeradamente vivir mi vida terrenal.

 

¿Temes vivir tu vida después de tu experiencia? No temo vivir mi vida terrenal.

 

¿Creías que nuestras vidas terrenales eran significativas y relevantes antes de tu experiencia? Creía que probablemente eran significativas, ni relevantes.


¿Crees que nuestras vidas terrenales son significativas y relevantes después de tu experiencia? Son significativas y relevantes

¿Obtuvo información acerca de cómo vivir nuestras vidas? No.

 

Durante su experiencia, ¿obtuvo información sobre las dificultades de la vida, los retos y miserias? Sí. Como seres humanos, todos experimentarán las dificultades, los desafíos o las pruebas de la vida terrenal y estas cosas nos harán comprender que Dios tiene la intención de que estos sucesos nos conviertan en mejores personas, que lo miren en busca de guía.

 

¿Eras compasivo antes de su experiencia? Era moderadamente compasivo hacia otros.


Durante su experiencia, ¿obtuvo información sobre el amor? Sí. Definitivamente, el amor fue la razón por la que supliqué el regreso a mi familia. El amor por mi padre se profundizó y, sobre todo, el amor por mi Creador y su amor por mí.

 

¿Fue compasivo después de su experiencia?  Muy compasivo hacia los demás.

 

¿Qué cambios ocurrieron en su vida después de su experiencia? Grandes cambios en mi vida.  La experiencia me hizo darme cuenta, más aún, de la importancia de cuidarme bien a mí mismo, a mi familia y nutrir más mi vida espiritual. Me di cuenta de que la vida en la tierra es el llamado de Dios.


¿Han cambiado sus relaciones específicamente debido a su experiencia?
Sí. Me dio una comprensión más profunda de las personas que me rodean.

 

Tras la ECM:

 

¿Fue difícil expresar la experiencia con palabras? Sí. Relatar mi experiencia en palabras viene naturalmente como lo vi, pero la magnanimidad y lo sagrado de esto es insondable.


¿Con qué precisión recuerda la experiencia en comparación con otros eventos que ocurrieron en su vida al momento de la experiencia?
  Recuerdo la experiencia con igual precisión que otros acontecimientos de la vida que ocurrieron alrededor del momento de la experiencia.  Recuerdo la experiencia de la misma manera que puedo recordar otras experiencias.

 

¿Tienes algún don psíquico, no ordinario u otro especial que no tenías antes de la experiencia? No.


¿Hay una o varias partes de su experiencia que sean especialmente significativas o relevantes para usted?
Las oraciones realmente llegan a Dios y las responde en su momento. Haber visto a mi padre fue una gran alegría. La túnica blanca brillante y la voz atronadora eran magnánimas e impresionantes.

 

¿Alguna vez ha compartido esta experiencia con otros? Sí. Desde la sala de recuperación hasta mi habitación privada, no pude hablar durante tres días. Después de eso, compartí la experiencia con mi esposo y mi madre. Ambos lloraban y creo que me creyeron. Mi esposo le agradeció a Dios por permitirme regresar con él y mis hijos.


¿Tenía algún conocimiento de experiencia cercana a la muerte (ECM) antes de su experiencia?
No. Fue solo después de mi experiencia que me interesó saber más sobre ECM.

 

¿Qué creías acerca de la realidad de tu experiencia al poco tiempo de que sucedió (días a semanas)? La experiencia fue probablemente real. La experiencia estaba muy clara en mi mente, desde ese momento hasta hoy.


¿Qué crees de la realidad de tu experiencia ahora?
Definitivamente fue real. La experiencia fue un evento que cambió mi vida y, mientras esté viva, seguirá influyendo en mi vida.

 

En algún momento de su vida, ¿algo ha reproducido alguna parte de la experiencia? No.

 

¿Hay algo más que le gustaría añadir sobre su experiencia? La gente puede no creer en mi experiencia, pero lo importante es el beneficio que recibí de dicha experiencia.